A estos dos vecinitos cachondos de barrio de Chueca de Madrid no les hace falta ni hablar para acabar follando como conejos. Antonio Aguilera y David Ávila se encuentran en el portal de casa y en el ascensor se ponen muy calientes y se empiezan a meter mano. Acabará chupándose las pollas y dándose por el culo en la terraza de casa de uno de ellos.

¡Qué tremendas vergas tienen!

  • Compartir
  • facebook
  • twitter

Comentarios cachondos

¿Qué te parece el video? ¿Te va la marcha?

14 Comentarios